Etiquetas

jueves, 9 de mayo de 2019

Desde hace mucho tiempo.

Desde aquella noche te recuerdo con más ahínco.
Recuerdo invisibles de frío y juegos, de ímpetu y amigos, de loca y  estrellada sorpresa. De escusas y apuestas perdidas.

Volver a volver es empezar de nuevo.
Horizonte tenue, luz de esperanza, fuerza de ti, de sonreír y escuchar, de mirar y estar sólos,  como  amapolas en el trigo.

Tu halo es triunfal, radiante, y brillante.

Yo soy tallo, todo tallo, tú eres la flor, la visible, la luz que provoca la belleza.

Y no te olvides, el jardín está lleno de ilusión, de un clavel y una rosa, de ti y de mi, de futuro cuidado, de proyectos y Sevilla.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Lo más visto.

Me enseñaste.

SEGUIR A BÉCQUER GA